domingo, 30 de junio de 2013

Los ojales (Fresnidiello)

Vía entretenida que se hace corta en las paredes de Fresnidiello. Con sus cinco largos te quedas con ganas de que tuviera otros dos larguinos, para sumar siete, como tienen algunas de sus vías compañeras.

La escalada es de placer, dejando en el primer largo de 6a, la mayor dificultad de la vía. El largo más bonito para mi, es el cuarto, de 5+, empezando con un desplome de buen canto para mantenerse por canalizos rugosos de generosos cazos.
Para poder mantenerse en ella sin confundirse con las adyacentes, es importante  mantenerse en la linea de anillos de cordino que caracteriza a la vía, puesto que muchos de los ojales en donde están colocados, son agujeros que precisamente están hechos en los rebordes de los canalizos. Original cuando menos.



                                                                    Primer largo


A su lado, tanto por la izquierda, como por la derecha, discurren unos apetitosos parabolts de otras vías. Hay que hacer caso omiso, puesto que la vía, ya sea a modo de clavos, como cordinos en los ojales, como algún que otro parabolt en los pasos difíciles, se deja hacer sin gran exposición (valor subjetivo). A parte que sus enormes...cazos, no dejan que te descentres en otros temas que no sean los de escalar...Muy, pero que muy recomendable. Me ha gustado.


                                                                   Cuarto largo


lunes, 24 de junio de 2013

Espejismo de Verano

Eso nos pareció cuando tuvimos a la vista la canal de la Celada, ¿seguro que estamos en verano?, ¿o será un espejismo?......


A las 6:00 h de este sábado nos pusimos a caminar tranquilamente, nuestro objetivo era la cara este del Picu, nuestro primer Picu de la temporada. Un buen día, despejado y con una predicción meteorológica más que aceptable.


En tres horas nos plantamos en la cara sureste, mucha nieve en la canal de la Celada (ojo a las heladas nocturnas, pueden ser necesarios crampones y piolet) y una potente rimaya en la sur y este.


Nuestra primera intención era hacer la Nani aunque el tiempo frío y la niebla que parecía ganar terreno al sol nos hicieron replantearnos la vía: entraríamos por la Espejismo de Verano ya que las reuniones equipadas nos permitirían abandonar la pared rápidamente.









La vía es francamente buena. Una roca increíble y un trazado muy aéreo nos depositan en la gran víra de la Cepeda. Desde aquí en dos largos salimos por el agujero que nos da paso a la cara sur. Solo nos falta una trepada y a la cima: toda para nosotros. Para algunos su primer Picu pero para todos la misma ilusión. Nos abrazamos y disfrutamos solos con unas vistas fantásticas, estamos felices!!!.





Decir que los seguros son los justos (en el largo más difícil tres parabolts y poco más en 55 m) y que algunos tramos son difíciles de proteger. Vamos que conviene ir sobrado en el grado y escalar muy tranquilo.